"Scribere me aliquid et devotio iubet"

"Scribere me aliquid et devotio iubet" San Bernardo de Claraval

Ya no le temo al blanco...

"Noto mis palabras libres y a la vez con peso. El peso se lo dan los hechos por los que he pasado, aunque ya se han convertido en alas y plumas que la hacen volar, tan ligera como grave. Sólo ahora que tengo peso, sé volar" Alessandro D´Avenia.

miércoles, 2 de julio de 2014

Es así...


Justo cuando nos sentimos más pobres, la vida, como una madre, nos está cosiendo el traje más hermoso
                                                                              A.D

jueves, 12 de junio de 2014

Un país al lado de una Cordillera que se te meterá en el alma (la pintarás en tus primeros dibujos)...

     



         No consigo dormirme. Estoy enamorado, y cuando estás enamorado lo menos que te puede pasar es no dormir. Hasta la noche más negra se vuelve roja. Se te amontona tal cantidad de cosas en la cabeza que querrías pensar en ellas todas a la vez y el corazón no consigue calmarse. Y además resulta extraño porque todo te parece hermoso. Haces la misma vida de todos los días, con las mismas cosas y el mismo hartazgo. Y luego te enamoras y esa misma vida se vuelva grandiosa y diferente. Sabes que vives en el mismo mundo de Beatrice y entonces qué más da si el examen te sale mal, si se pincha la rueda del scooter, si Terminator quiere mear, si se pone a llover y no llevas paraguas. Te da lo mismo porque sabes que esas cosas son transitorias. El amor, en cambio, no. Tu estrella roja brilla siempre. Beatrice está ahí, tu amor está dentro de tu corazón y es grande, te hace soñar y nadie puede arrancártelo porque está en un sitio al que nadie puede llegar. No sé cómo describirlo: ojalá no se acabe nunca.
       Así me he dormido, gracias a esta esperanza en el corazón. Basta que esté Beatrice para que la vida sea cada día nueva. El amor es lo que hace la vida nueva.

jueves, 1 de mayo de 2014

Como en todo grande Amor


Aconteceu quando a gente não esperava
 aconteceu sem um sino pra tocar 
aconteceu diferente das histórias 
que os romances e a memória 
têm costume de contar 
aconteceu sem que o chão tivesse estrelas 
aconteceu sem um raio de luar 
o nosso amor foi chegando de mansinho 
se espalhou devagarinho 
foi ficando até ficar 
aconteceu sem que o mundo agradecesse 
sem que rosas florescessem 
sem um canto de louvor 
aconteceu sem que houvesse nenhum drama 
só o tempo fez a cama 
como em todo grande amor

viernes, 31 de enero de 2014

En mi Pueblo

Vacaciones CL Chile-Argentina, Caviahue.

"Un árbol continúa creciente y, por lo tanto, continúa cambiante; pero siempre en los límites que rodean algo inalterable. Los anillos más interiores del árbol son todavía los mismos que cuando era un árbol joven; ya no se ven, pero no han dejado de ser centrales. Cuando del árbol nace una rama en su cumbre, no se separa de las raíces de la base; al contrario, cuanto más crecen sus ramas, con más fuerza necesita ser sostenido por las raíces. Es la verdadera imagen del progreso vigoroso y saludable de un hombre, una ciudad o toda una especie".
 (G.K. CHESTERTON)

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Un Pescador





                                                                                                                      Enero de 1943

Querida Marguerite,
                                 Un pescador, que está sentado muy lejos allá en mi patria, ha lanzado su anzuelo hasta el fondo de mi pecho. Y cuanto más yo me alejo de mi patria, de aquella tierra tan vasta, tanto más él tira el sedal, tanto más me duele el pecho, tanto más me quedo inquieto.

                                                                                                                            Alexander Schmorell

martes, 19 de noviembre de 2013

Y entonces salimos a volver a ver las Estrellas


El Conductor y yo, por ese camino escondido,
 entramos a retornar al claro mundo; 
 y sin cuidarnos de reposo alguno, 135 

 subimos, él primero y yo segundo, 
 tanto que vi las cosas bellas que lleva el Cielo, 
por un resquicio redondo. 138

 Y entonces salimos a volver a ver las estrellas. 139
"Todo yo soy una pregunta a la que no sé dar respuesta"
(P. P. Pasolini)



"Él poseía una ingenuidad que le permitía mirar las cosas de nuevo, como si nadie las hubiese contemplado antes que él. Contemplaba al mundo con ojos nuevos, asombrados".
(L. Jonas)